Tom_Clad y sus cosas

Inquietudes tengo muchas. Cosas por decir también. Me gusta opinar. Me gusta escribir. Me gusta sentirme escuchado. Me gusta hacer el gamba. Para todo eso y para más, este blog. Son mis cosas. Optimizado para Firefox, en IE se ve hecho una MIERDA.

13.12.07

Homofobias


Hay homofobias fuera del armario, con pluma y previsibles.
Son esas homofobias orgullosas de sí mismas, visibles, que pelean por ser escuchadas, que intentan educar y concienciar a sus familiares, amigos y entorno más cercano.

Defendidas hasta el cansancio por sus porteadores, que las blanden orgullosos sin importar a quienes puedan molestar o herir.

Que luchan porque la sociedad los tome como lo que son, personas normales, con la singular diferencia de su odio ilógico dentro de otros mil y un odios variados.
No entienden el mal que hacen, estas homofobias les dicen que sólo son personas que defienden sus ideas.

A principios de mes asistimos a una muestra de orgullosa e ignorante homofobia en la manifestación organizada por la FEMP para condenar la última gracia de ETA.
Aprovechando un momento de silencio, varias personas soltaron perlas como "¡Maricón, qué haces aquí!" referidas a Pedro Zerolo, y otras lindezas similares, aparte de insultar a Zapatero que, como de todos es sabido, tiene la culpa hasta de que Amaia Montero haya abandonado La Obesa de Van Gogh.
Estas personas son las que se jactan de luchar por el amor, la libertad y sobre todo por la paz. Así que qué mejor forma que aprovechar un momento de respeto como es una muestra de dolor condenando el asesinato de dos personas (en ese momento una de ellas se debatía entre la vida y la muerte) por unos borregos fanáticos para lanzar improperios y crispar el ambiente.
Eso es predicar con el ejemplo, claro que sí.

Tras esto, ese señor abanderado de la libertad y la tolerancia como es Jiménez Los Santos, criticaba en su programa de radio la cara de circunstancia de Zerolo, debido a que, según este buen hombre, las personas que le habían insultado eran unas ancianitas, y que a lo mejor si hubieran sido dos chavalitos se hubiera puesto a ligar con ellos.

Zerolo, durante la manifestación del pasado 3 de diciembre

Estas homofobias son conscientes de que algunos sectores no miden con el mismo rasero a ciertas minorías y colectivos susceptibles de ser marginados, sabiendo que insultar a una persona homosexual no es lo mismo que si servidor opina que a esas adorables ancianitas debieran rompérseles sus adorables caderas y yacer agonizantes en mitad de su adorable pasillo siendo comidas vivas por sus gatos durante días hasta perecer de inanición tras la negativa de algún médico homosexual a atenderlas.
Y por eso si alguien pone verde este humilde escrito lo hará diciendo lo malo que soy con las pobres viejecitas.
A los maricones que nos den por culo. Para eso estamos, ¿no?

Hay otras homofobias de las que ellas mismas no son conscientes de su existencia.
Porque no son del todo reales.
Son esas homofobias cuyos dueños aun renegando de ellas, en momentos de indefensión ante lo indefendible, afloran del subconsciente como flashes de luz no deseados, al agotar la inteligencia finita sus precarios recursos.

El sábado pasado, en ese intento de programa de debate político pero sencillito, asequible para la audiencia de Dolce Vita, llamado La Noria, aparte de hablar de las ancianitas odia-maricones tan lindas de antes, invitaron a Jorge Javier Vázquez a contarnos (su versión de) su vida.
Llegaba calentito.

Se notaba que conocía que le iban a poner las imágenes de su borrachera en el Europride. En ellas pudimos recordar esas escenas en las que el presentador de AHT nos deleitaba con un recital de pluma en toda su etílica lujuria.
El pobrecito se intentó defender diciendo que estaba deseando ser pillado para que ya nunca pudieran achacarle eso de no haber probado de su propia medicina.

Hasta esta magnífica intervención yo creía que Jorge Javier era un tío con un sentido del humor estupendo y que se reía de sí mismo.
Vamos, que era clavadito a mí y me imaginaba de fiesta con él pasándomelo pipa despellejando a todo bicho viviente.
Pero luego esa homofobia inherente que se forma cuando creces en un colegio del Opus terminó irremediablemente por hacer acto de presencia, pienso que sin ser del todo consciente Jorge Javier de lo que iba a espetar:

"Pasivaaaaaaaaaaaa"

Primero arremetió contra el mejor programa de televisión que se hace actualmente en España y directamente competencia del suyo: Sé lo que hicisteis... diciendo que no iba a consentir más que lo llamaran borracho y acusando a su productora de estar formada por un atajo de cocainómanos que intentaban abusar sexualmente de cuando en cuando de alguna compañera.




Vamos a ver, darling, en tu programa no se deja títere con cabeza. Imagino que algunos reportajes te harán más gracia que otros y que habrá noticias de esas tipo “Jimmy Jiménez Arnau se saca un moco” que te harán preguntarte si de verdad merece la pena haber terminado sentado en esa mesa, pero es lo que te ha tocado: presentar un programa donde se han llegado a insinuar inclinaciones zoofilicas de cierta asiática famosa por salir con algún vidente mariquita.
Pero no nos engañemos, lo que hacía que muchas veces disfrutáramos de tu programa no eran esas noticias que sólo un par de chonis ignorantes se toman en serio, sino tu lengua envenedada y tus mordaces comentarios, eclipsando a tu compañera (¿Carmen, se llama?) dotando a ese contenedor de mentiras una ironía y sello propios que nos encantaba.

Ya no.
Ahora me doy cuenta de que no es más que un guión mal escrito.
Su homofobia tácita, esa de la que estoy seguro hasta él mismo desconoce que es poseedor, hizo que después de quedar como un tonto quejándose de que otros hicieran con él lo que él hace pero mejor, intentase ir de víctima afirmando que le estaban intentando crucificar por ser gay.

Si eres de los que tienes la suficiente inteligencia, gracia, desparpajo y locuacidad para hablar con lengua viperinamente sincera de otros, tienes que tener las mismas facultades para aceptar que también lo pueden hacer contigo.
Es lo que tiene exponerse.
Si te hubieras quedado en el Carrefour de reponedor no te pasaría eso.

El chico empezó entonces a dar una lista de nombres de personas que le habían hecho sentir mal por ser homosexual, incluyendo a Antonia San Juan, transexual reina del sarcasmo bien hecho, del que me gusta a mí, y cuya última obra de teatro como directora tuve el honor de ver hace poco.
Pobrecito.

Actitudes como la suya, con esa homofobia inconsciente y traicionera, ayudan a que sigamos con el estigma de la lástima e inferioridad, haciéndonos diferenciar del resto.
Lo que hace que personas como Los Santos se permitan el lujo de ningunear a los homosexuales a diario con total impunidad.
Lo que termina en intentos desafortunados de vivir la orientación de cada uno con libertad y naturalidad.
Lo que hace que las personas que no podemos callarnos y que siempre decimos las verdades a la cara resultemos amenazantes y molestos.
Jorge Javier, hay muchas clases de homofobia, y la tuya es la peor.
Eso sí que es ser mariquita.


9 Comments:

  • At 14/12/07 2:51, Blogger Quique said…

    Me gustaba tu post hasta que has empezado a defender a los previsibles y abanderados del "bien" de Sé lo que hicisteis, cuando el Tomate no se diferencia tanto de lo que ellos hacen...

    Me empieza a chirriar la prepotencia del enanito y esa aura de ir de guays que llevan.

    Cansan. Me alegro que la mayor víbora de la TV les haya dado un raspapolvos.

    Y es que los buenos no son tan buenos ni los malos tan malos querida... Me sorprenden que defiendas a estos hijo de papá creedores de hacer un espacio superfresco y original cuando lo que ellos hacen estaba ya inventado incluso desde cuando Boris decía a Paul que parase el vídeo...

    En fin...

     
  • At 14/12/07 10:18, Blogger Tom_Clad said…

    xDDD

    He dicho yo que sean originales????

    No!!!!

    NO lo son, de hecho su programa es una mezcla de CQC, El informal y mil programas más.
    Lo bueno de SLQH es que le dan una nueva vuelta de tuerca al asunto, son más claros y menos políticamente correctos que nadie, consiguen sacar a gente que supuestamente iba de su mismo rollo como Jorge Javier de sus casillas, y encima respondieron de una manera magistral a las acusaciones de la maricona,

    http://es.youtube.com/watch?v=0EtqqdH8_CY

    No van de guays ni de que son mejores que nadie. Simplemente hacen muy bien su trabajo. Estoy seguro de que te has reído mas de una vez con ellos, y si no lo has hecho, si le das una oportunidad al programa lo harás.

    Nos gustan las Spice pq son originales???

    Además, con el post intento criticar la homofobia de la gente, no es un post de tele sobre SLQH, aunque estaría bien hacerlo…

    Besitos de cada vez más próximo concierto de la Spice

    xDDDDDD

     
  • At 14/12/07 11:15, Blogger f javier maroto said…

    Acabo de descubrir tu blog, y me parece que tienes más razón que un santo

     
  • At 14/12/07 11:25, Blogger Quique said…

    Hombre de manera magistral es más que discutible.

    SLQH cada vez cae más en la basura que ellos mismos critican. Es más la utilizan.

     
  • At 14/12/07 11:31, Blogger Tom_Clad said…

    Pues no creo para nada que utilicen la basura que emiten para otra cosa que no sea poner a caer de un burro al personal.
    Pero weno, q a mi me encanta ese programa, y ya está!!!!

    xDDDD

    Hermana que no queda NADA para el concierto de nuestra vida!!!!!!!!!!

     
  • At 14/12/07 13:25, Blogger Quique said…

    XDDDDDDDD

    Deseando estoy.

    Es la mejor celebración de fin de carrera EVER!

    Claro que sí, toda una ingeiera celebrandolo en el concierto de las Spice!!!

     
  • At 17/12/07 13:10, Blogger GwiLL said…

    Me gusta bastante como planteas todo el tema, una lastima que uses el blog como panfleto político :)

     
  • At 17/12/07 13:14, Blogger Tom_Clad said…

    Jajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaja

     
  • At 17/12/07 13:18, Anonymous maru said…

    yo creo q los maricas vais a acabar con el mundo jejejejejeje

     

Publicar un comentario

<< Home